Ensalada tibia de escarola con raíces de otoño salteadas, romesco a la antigua y lomos de sardina 'a la unilateral'
 / 

Ensalada tibia de escarola con raíces de otoño salteadas, romesco a la antigua y lomos de sardina 'a la unilateral'

Por
  • Tipo: Pescados
  • Nº de Personas: 2
  • Autor: Chef Isma Prados

Ingredientes:
6 sardinas frescas.
½ escarola de invierno.
2 zanahorias.
1 nabo.
1 bulbo de hinojo.
Aceite de oliva.
1 cucharada de pulpa de pimiento choricero.
2 almendras.
2 avellanas.
1 diente de ajo pelado.
2 orejones de tomate seco.
1 hoja de papel sulfurizado especial hornear.


Preparación:
Cuando estés en la pescadería pídele a tu pescatero que te separe los lomos de las sardinas y les retire la espina, los internos y cabeza y las escamas.

Preparamos las verduras para cocinarlas.

Pelamos la zanahoria y el nabo, retiramos la última capa del hinojo.

Las lavamos y las cortamos en forma de disco y después a lo largo.

Los introducimos todos en un bol de cristal con un par de cucharadas de agua.

Cubrimos el bol con film de cocina y le hacemos un pequeño orificio.

Lo cocinamos en el microondas durante unos 6 minutos aproximadamente a 600 – 650 W potencia.

Mientras se están cocinando las verduras, machacamos el ajo y los frutos secos en el mortero.

Cortamos el tomate y los pimientos secos en dados, ¡cuánto más pequeños mejor!

Una vez cocinadas las verduras, calentamos una sartén a fuego suave y doramos la majada con tres o cuatro cucharadas de aceite de oliva.

Añadimos las verduras calientes y las salteamos con un poquito de sal.

Preparamos una base de escarola en en un plato grande.

Preparamos un rectángulo de papel sulfurizado que quepa en la sartén.

Sobre él, extendemos un poquito de aceite de oliva y colocamos los lomos de sardina con la parte de la piel en contacto con el papel, bien alineados.

Calentamos una sartén a fuego vivo y colocamos el papel en el centro.

Los lomos se dorarán todos por igual sin peligro a que se “agarren” a la sartén, todos a la vez y solo el tiempo justo, unos 30 segundos.

Retiramos la sartén del fuego y pasamos el papel con el pescado a un plato.

Repartimos la verdura salteada sobre la escarola aprovechando bien la picada.

Encima ponemos las sardinas con los lomos brillantes y plateados hacia arriba.

Le damos el toque final con unos copos de flor de sal.