El cava: ¿cómo servirlo correctamente?, ¿con qué platos combina mejor?...

Te ofrecemos un decálogo para sacar el máximo partido a esta bebida tan ligada a las grandes celebraciones

por hola.com
VER GALERÍA
Malena Costa fue coronada 'Reina del Cava 2011', mientras que Carla Goyanes obtuvo este singular título (concedido por el 'Consejo Regulardor del Cava') el pasado año. 

Aún con la ‘resaca’ de Nochebuena y Navidad, todavía nos queda por delante algún que otro festín culinario, entre ellos, la cena de Nochevieja y la comida del 1 de enero. Banquetes donde normalmente no faltan bebidas espumosas como el cava para brindar por el año nuevo. Por eso queremos hoy proponerte un decálogo muy útil sobre esta bebida, ligada a las grandes celebraciones, para que le saques el máximo partido: ¿con qué platos maridarlo?, ¿cómo se debe servir?... No te pierdas estos consejos:

  • El cava, un acompañamte muy versátil: gracias a su ligera presencia de burbujas, su aroma delicado y moderado contenido alcohólico, el cava es un vino muy óptimo para acompañar las comidas y cenas navideñas.
  • A cada plato, su cava: ten en cuenta los alimentos del menú para escoger el cava idóneo para cada plato, jugando con la edad del cava, si es o no de añada, el tiempo de crianza y el tipo en función de su contenido de azúcar.
  • Para aperitivos y entrantes como el marisco, las ostras o el pescado, se recomienda el sabor afrutado y el punto de acidez propios del Cava Brut o Extra Brut Joven.
  • Para las carnes, asados y alimentos más condimentados y de mayor elaboración, opta por un Cava Gran Reserva Extra Brut o Brut Nature de cierta crianza para aportar más cuerpo a estos platos.
  • Para los postres, la mejor opción es un Cava Semi-seco o Dulce, que aporta el frescor y la suavidad necesaria para después de la comida o cena.
  • ¿Cómo se sirve? Es muy importante evitar cualquier movimiento brusco que pueda agitar su contenido. Para servir el cava se coge la botella por el cuerpo, nunca por el cuello, ya que resulta incómodo y antiestético. El cava debe resbalar sobre la pared de la copa sin sobrepasar los 2/3 de su capacidad.
  • ¿A qué temperatura servirlo? La temperatura ideal para servir los cavas jóvenes es de 6° a 8°, y los crianzas entre los 8° y 10°, teniendo en cuenta que al servirlo sufre un incremento de 2° ó 3° y que, como media, su temperatura asciende 1° cada tres minutos.
  • ¿Cómo enfriarlo? La mejor forma es introduciendo las botellas en un recipiente que contenga mitad de hielo y mitad de agua, como mínimo media hora antes de su consumo. También se puede utilizar el frigorífico, teniendo en cuenta que como mínimo se precisan tres horas para enfriarlo.
  • ¿En qué copa beberlo? Las copas idóneas para servir el cava son de cristal blanco y transparente, altas y preferentemente en forma de tulipa para visualizar la columna de burbujas que forma y disfrutar de su aroma. Es aconsejable sujetar las copas por el pie para no calentar el cava.
  • ¿Cómo consumirlo? El cava hay que saborearlo, admirar sus pequeñas y finas burbujas, la riqueza de sus aromas, la complejidad de su gusto, por lo que no debe beberse con prisas. Sin hacer un uso abusivo, es bueno para la salud y da grandes satisfacciones a quien lo consume.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie