Ojos bien maquillados... también con gafas

Le mostramos algunos trucos para que su mirada brille con luz propia tras las lentes

por hola.com

Hay quienes dicen que son el espejo del alma. Efectivamente, pocos rasgos como los ojos son capaces de conceder al rostro tanta expresividad; pueden mostrar alegría, inteligencia, timidez, coquetería... Sin embargo, a veces da la sensación de que, todo ese protagonismo puede verse disminuido tras los cristales de unas gafas. ¡Y nada más lejos de la realidad! Un maquillaje aplicado con acierto y unos cuidados mínimos pueden hacer que los ojos resalten de forma espectacular, consiguiendo una mirada ‘de cine’ y sin tener por qué recurrir a tonos muy vivos o llamativos. Para ello sólo ha de tener en cuenta una serie de recomendaciones básicas:

Si sus ojos son miopes...
Sabrá que éstos parecen más pequeños tras las lentes. Por este motivo, el objetivo es conseguir que 'se agranden'. ¿Cómo? Una de las claves es aplicar sombra clara y luminosa en el párpado móvil. También es útil delinear los ojos tanto por el párpado superior como inferior, algo que se puede conseguir con eye liner, pero de forma más favorecedora y natural, con un lápiz delineador suave en un tono castaño medio. No se olvide de rizar sus pestañas y aplicar (incluso dos capas) de máscara efecto volumen.

Si sus ojos son hipermétropes...
Sabrá que los cristales de las gafas agrandan y deforman los ojos, así que lo mejor es utilizar sombras oscuras, neutras o naturales. En cuanto a la máscara de pestañas, es preferible que ésta sea ligera.

Otros consejos

-No obstante, sea cual sea su caso, no olvide que las sombras deberán aplicarse muy extendidas para que los bordes queden bien difuminados. Además, no deberá abusar del perfilador, sino usarlo suavemente para que la raya no choque con la línea de la montura.

-En cuanto a esta última, puede optar por un color que esté en armonía con sus ojos o bien buscar un efecto de contraste con un color complementario.

-Recuerde que las cejas demasiado finas no quedan bien con gafas. Déjelas crecer y mientras, corríjalas con un lápiz.

-Si ha optado por las lentillas, deberá evitar las sombras en polvo (con el fin de que ninguna partícula entre en el ojo). En este sentido es preferible utilizar otras texturas que se adhieran mejor al párpado. También es muy importante no olvidar quitarse las lentillas antes de desmaquillarse.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie