De lado a lado: el nuevo flequillo

por hola.com

Kate Moss lo lleva. Karolina Kurkova también. Eleonora Bosé lo deja caer a un lado del rostro. Angela Lindvall lo luce corto. Nos referimos al flequillo, que vuelve a llevarse en los rostros más de moda. Conseguir que no parezca el de una colegiala y que esté a la última tiene su truco.

  • Los cortes lacios a capas piden un flequillo ladeado ultraliso, de puntas muy marcadas y que se mantengan rígidas gracias a un gel extrafuerte. Esto se consigue bien con un buen manejo del secador o bien con la ayuda de una plancha caliente. Es importante fijar el conjunto con laca para evitar que la humedad pueda rizarlo.
  • Los flequillos más largos pueden usarse como extensión de la melena, peinándolos hacia los lados. Esto exige aplicar espuma sobre el cabello mojado para moldearlo mejor y fijarlo después con laca, o bien sujetarlo con horquillas.
  • Cuando quiera retirar el flequillo por completo, nada como el wet look (efecto pelo mojado). Para conseguirlo, se aplica gel de efecto mojado sobre el cabello húmedo, y se peina y da forma, retirándolo del rostro y pegándolo al cráneo. Este tipo de peinados favorece mucho a las mujeres de pómulos altos, ya que realzan las facciones. Y son una excelente solución de emergencia para disimular un pelo no demasiado limpio.
  • El flequillo corto más actual no cae recto sobre la frente, totalmente horizontal, sino que se ladea en un degradé defilado que enmarca el rostro. Los flequillos capeados resultan mucho más fáciles de llevar, ya que suavizan los rasgos, además de ofrecer una gran versatilidad. Realmente, hay que ser tan guapa como Audrey Hepburn para que el flequillo totalmente recto resulte favorecedor.
  • Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie