¿Está bien hidratada la piel de las españolas?

Un estudio realizado por Dove repasa nuestros hábitos a la hora de cuidar el cutis

por hola.com

Si te preguntamos cuál es la rutina de belleza básica para cuidar tu piel, seguro que te viene a la mente una respuesta clara: la hidratación. Pero, aunque lo tienes más que claro, ¿hidratas tu piel a diario? Tal vez estás en ese grupo de personas que no predica con el ejemplo. Por eso, con el objetivo de conocer al detalle cómo se cuidan la piel las españolas, se acaba de presentar el estudio Hidra-Dove, que la marca de cosmética Dove ha llevado a cabo en mujeres de 25 a 50 años de distintos puntos de España con la colaboración y supervisión del Dr. Miquel Ribera, Dermatólogo del Hospital del Parc Taulí de Sabadell y Vicepresidente de la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV).

La hidratación, a diario
Según los datos del estudio, para el 92% de las españolas es importante hidratarse la piel cada día, aunque sólo el 69% de ellas afirma seguir una rutina diaria de cuidado de su piel. Cabe destacar que de éstas, un 53% no utilizan crema hidratante sino que recurren a pequeños trucos como beber agua o métodos caseros. El resto de las mujeres confiesan no hidratarse la piel a diario, la razón en un 82% es la pereza o la falta de tiempo. Casi un 90% afirma que lo más importante es tener la piel sana y limpia frente a un porcentaje menor que indican que lo importante es tenerla depilada y sin manchas. Mientras, sólo un 14% afirma que tener la piel bronceada es lo más importante

Este estudio sirve para poner de manifiesto el desconocimiento que hay en torno a la correcta hidratación de la piel, ya que el 75% de las mujeres encuestadas asegura que no es necesaria la crema hidratante para tener un buen grado de hidratación de la piel. En palabras del Dr. Miquel Ribera, “la piel necesita una adecuada hidratación todos los días. No es cierta la creencia de que con beber agua es suficiente. El agua que bebemos llega en un porcentaje muy pequeño a las capas superficiales de la piel y apenas contribuye a su hidratación. Beber agua es bueno para la salud, pero no para hidratar la piel. Para tener una piel sana es necesario que esta esté bien hidratada y para ello lo fundamental es no agredirla y aplicarse a diario una crema o loción hidratante”

¿Verdad o mentira?
La piel pierde el 25% de su hidratación natural durante la ducha. El Dr. Ribera aclara que “el uso de geles y jabones para la ducha altera el manto lipídico natural que ayuda a mantener hidratada nuestra piel. Este manto lipídico está constituido por ácidos grasos que las glándulas sebáceas de nuestra piel producen y que se depositan como una barrera invisible que impide la evaporación de agua de nuestra piel manteniéndola hidratada. Cuando el manto se altera, se pierde agua y la piel tiende a secarse. Por este motivo hay que usar jabones para la ducha que sean poco agresivos para el manto lipídico y aplicarse cremas y lociones hidratantes para ayudar a su regeneración”.

El 98% de las encuestadas asegura que beber agua hidrata la piel. “Beber agua contribuye a mantener una buena hidratación del cuerpo pero tiene una repercusión mínima en la hidratación de la piel, y nunca puede sustituir el uso de lociones y cremas hidratantes. El agua que llega a las capas superficiales de la piel es la responsable de su hidratación, y llega a través del sudor imperceptible. Lo más importante para que la piel esté hidratada no es el agua que le llega, sino del agua que pierde”.

El estrés es uno de los factores que más influye en el grado de hidratación de la piel. Según el Dr. Ribera se trata de una creencia totalmente errónea. “Al estrés se le atribuye la responsabilidad de todos los males. Si bien es cierto que el estrés es responsable de desencadenar o empeorar muchas enfermedades, en lo que respecta a la hidratación de la piel tiene una influencia mínima, y en caso de tenerla, ésta va en una dirección contraria. El estrés aumenta la sudoración y la secreción sebácea, y en todo caso contribuye a que la piel sea más grasa”.

Un 92% de las encuestadas creen que la alimentación también afecta la hidratación de la piel. El Dr. Ribera asegura que “una buena alimentación es fundamental para estar sano y contribuye a que la piel también lo esté y tenga un buen aspecto, pero no es suficiente. La contribución de la alimentación a la salud de la piel es muy importante, pero en cambio contribuye poco a su hidratación. La mejor manera para hidratar la piel es el uso de jabones y geles de ducha poco agresivos para el manto lipídico y la aplicación de cremas y lociones hidratantes son la mejor forma para tener la piel bien hidratada” .

¿Y tú? ¿Hidratas tu piel a diario?


Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie