Objetivo: unos pies 'de cine'

Te enseñamos cómo cuidarlos y te adelantamos la gama de colores para esta primavera. No dejes de ir a la moda ¡de la cabeza a los pies!

por hola.com

Después de un invierno muy muy riguroso en lo que al tiempo se refiere, confiésalo: ¿no te apetece que lleguen por fin los días de sol? Seguro que sí, y que en más de un momento te has encontrado pensando ya en la primavera. Pues el consuelo es que ya queda menos para que llegue el buen tiempo y, por qué no, hay que ir pensando en prepararse. Seguro que has pensado en tu figura o en tu peinado, pero ¿has tenido en cuenta tus pies? Antes de que nos demos cuenta, las prendas se volverán más livianas y volveremos a utilizar sandalias. Aunque es cierto que este complemento se ha convertido también en un habitual de galas y fiestas a lo largo de todo el año. Y es que sólo hace falta echar la vista a la reciente entrega de los Goya o los BAFTA para ver que las actrices se dejan seducir por ellas tanto en verano como en invierno.

Por eso, hay que tener en cuenta que los pies deben estar en plena forma en cualquier momento: desde las uñas a las durezas o imperfecciones. Una pedicura de urgencia puede ser la solución. Y es que solemos cuidar más las de las manos, siempre visibles, pero descuidamos las de los pies. Ponle remedio rápidamente con estos consejos.

  • Si llevas un esmalte, el primer paso es eliminar los restos con quitaesmalte. Un truco: los bastoncitos de algodón son una gran herramienta para eliminar los restos más difíciles de los bordes.
  • Con la ayuda de una lima de pies, elimina las posibles durezas, especialmente las de los talones. No conviene exagerar, pues al fin y al cabo, éstas tienen la función de proteger los pies en las zonas de mayor roce.
  • Es el momento de dar forma a las uñas con la ayuda de una lima de cartón extra-gruesa. Recuerda que es importante cortarlas siempre en cuadrado para evitar que se claven en la piel al crecer.
  • Aplica un producto quitacutículas sobre las mismas, que incluso puedes usar sobre las zonas de pequeñas durezas, ya que ayudan a deshacer esas acumulaciones de células muertas de las que están compuestas. Déjalo actuar un minuto y empuja las cutículas hacia atrás con la ayuda de una toalla.
  • Sumerge los pies en agua caliente durante al menos 10 minutos para ayudar a eliminar después las restantes durezas, lo que puedes hacer bien con una crema exfoliante para pies (más gruesa que las destinadas al cuerpo) o con piedra pómez.
  • Seca los pies con cuidado, insistiendo entre los dedos. Y, después, cúbrelos con una crema hidratante. Las encontrarás con glicerina (especialmente untuosas); o enriquecidas con mentol, que tienen un efecto refrescante. Si vas a aplicar esmalte sobre las uñas, retira antes todo resto de grasa, o la pintura no se fijará.
  • Los esmaltes oscuros requieren usar antes una base para no teñir la uña de un tono amarillento. Aplica dos capas de color y una última de protector, que aumentan su brillo y duración.
  • Un truco más para chicas con prisa: si se llevan sandalias abiertas, el esmalte se puede aplicar una vez calzada y evitarse ese momento de alto riesgo en que aún no está del todo seco.

    No te pierdas: ¿Quieres ver un adelanto de las tendencias en esmaltes para esta primavera? Pulsa en la imagen superior y verás más detalles. Una pista: Se llevan los tonos rosas en todas sus gamas.
  • Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie