Autobronceadores: manual de uso y disfrute

Con estos productos no es necesario esperar a las vacaciones para conseguir un bonito bronceado pero... ¿cómo se aplican?, ¿cuál es su duración?, ¿cómo obtener un tono natural?...

por hola.com

-Con una toalla mojada o una esponja húmeda, elimine un poco de producto de rodillas, codos y tobillos, donde el color queda más intenso y poco natural. Asimismo, cuando lo aplique en el rostro, deberá retirar el exceso de la raíz del pelo, las cejas y llevarlo de la mandíbula hasta el escote para evitar la línea de demarcación en el cuello. No olvide aplicarlo también tras las orejas.

-Es fundamental lavar a fondo las palmas de las manos para que no queden anaranjadas.

-Hay que tomarse un tiempo para que el producto se seque correctamente. Así, deberá pasar por lo menos media hora antes de vestirse.

-Para que el bronceado se prolongue, deberá reaplicar el producto cada tres o cuatro días. No obstante, si por lo que fuere no le satisface el resultado, puede acelerar la desaparición del color mediante una exfoliación.

-No olvide que el uso de los autobronceadores puede tener como efecto secundario un piel más seca, lo que se soluciona con la aplicación de una hidratante.

-Si aún así no se atreve aplicarlo usted mismo, recuerde que en los institutos de belleza ofrecen completos tratamientos de exfoliación más autobronceador, lo que asegura un resultado impecable.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie