Guerra abierta a la celulitis

Con la llegada del buen tiempo, comienza la 'batalla' para acabar con la antiestética piel de naranja

por hola.com

Es, tal vez, el enemigo más temido por la mayor parte de las mujeres. Hablamos de la celulitis, un problema muy frecuente y, en ocasiones, difícil de erradicar. La piel de naranja es un problema muy común que se hace especialmente patente con la llegada del buen tiempo, cuando los abrigos comienzan a ocupar los armarios.

Se trata de un problema esencialmente femenino, pues, según los expertos, desde la pubertad, las formas corporales de las chicas se diferencian de las de los chicos por la acumulación más o menos importante de grasa localizada en las nalgas, las caderas y los muslos. Así, se estima que sólo existe un 5% de mujeres, aproximadamente, que carece de celulitis, que no es sino el reflejo cutáneo de las reservas de grasa necesarias para la maternidad.

En contra de lo que se cree, la celulitis no está unida a la obesidad, aunque a menudo sean compañeras, ya que se puede observar incluso en mujeres muy delgadas. Este fenómeno está unido a factores hormonales, genéticos y de estilo de vida, más que al exceso de peso, que es, eso sí, un agravante. Además, la edad cambia el estado de la piel, que pierde tersura y tonicidad. Por esa razón, a menudo la celulitis se hace más visible con el paso del tiempo.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie