Piernas sanas y en forma

por hola.com

=Consejos (I) *El sobrepeso influye en los problemas de circulación, así como el sedentarismo o los trabajos que exigen estar muchas horas de pie sin moverse del sitio. *La mejor forma de poner en marcha la bomba circulatoria es hacer deporte, sobre todo caminar o nadar. El gesto más eficaz es mover el pie de arriba abajo a la altura del tobillo, como si se estuviera pedaleando. Así se impulsa la sangre que llega a los pies de regreso hacia el corazón. *Poner los pies en alto sólo sirve si éstos se encuentran a mayor altura que el corazón: usar una tarima mientras se está sentando no supone gran diferencia respecto a apoyarlos en el suelo. *Cruzar, doblar o encoger las piernas dificulta el retorno venoso. Si ha de pasar mucho tiempo sentado, conviene hacer pausas de cinco minutos cada hora y dar un pequeño paseo. =Consejos (II) *Evite las prendas ceñidas, como los vaqueros apretados, los calcetines ajustados o las botas que comprimen. Todo aquello que deje marca roja sobre la piel interrumpe el flujo sanguíneo. *Finalice cada ducha con un chorro de agua fría dirigido desde los tobillos hacia la cintura para estimular la circulación. Las cremas deben aplicarse también siempre con movimientos ascendentes. *No acerque las piernas a fuentes de calor directas, como los infiernillos o las estufas. En caso de varices, eso incluye la cera caliente, tomar el sol o someterse a los rayos UVA. *El estreñimiento agrava estos problemas, ya que el bolo intestinal comprime el sistema circulatorio a la altura del vientre. *Las medias de compresión son un excelente método de masaje continuo, que ayuda a mejorar la circulación de forma notable. Lo más importante es saber elegir la talla adecuada para así obtener una presión regular por stodo el largo de las piernas.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie