Cosmética de bolsillo

En un solo paso, las toallitas cosméticas limpian la piel, la refrescan o incluso la broncean

por hola.com

El secreto es tenerlas siempre a mano. Huir de los grandes envases y tener la posibilidad de arreglar un problema en un abrir y cerrar de ojos. Ése es el secreto de las toallitas cosméticas de usar y tirar. Cada vez se va generalizando más el uso de estos productos cómodos y muy útiles.

Además, sus aplicaciones son cada vez más variadas, pues ya no sólo se limitan a ser desmaquillantes -tal vez su utilidad más extendida y cada vez más eficaz-, sino que también podemos encontrar las toallitas desodorantes de Nivea, las after-sun de Yves Rocher o incluso puede ponerle un bonito color a su piel con los autobronceadores en toallita de Comodynes.

La clave es sacarles partido, pues con un solo gesto ayudan a tonificar la piel, a dar una sensación de frescor al cuerpo o a remediar la sensación de tirantez de la piel tras la exposición solar. ¿Se anima a probarlas?

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie