Annick Goutal

Aromas exquisitos

por hola.com

La historia de Annick Goutal es la historia de una mujer con espíritu artístico desde la niñez. Esta leyenda del mundo del perfume rodeó su infancia de acordes y partituras y cuando cumplió los 16 años era ya una pianista de talento. Pero la rebeldía juvenil le llevó de repente a abandonar esa vida. Annick se enamora de la profesión de perfumista al conocer a uno de los profesionales de la prestigiosa casa de perfumes Robertet. La pasión por los aromas se convierte en una revelación y Goutal descubre que el juego de encontrar sinfonías aromáticas es un ejercicio musical.

En 1980 abre una pequeña perfumería en la calle Bellechasse de París que se convierte en un éxito absoluto, y en 1985 se asocia con el grupo Taittinger para una expansión internacional. Inaugura tres perfumerías en la calle Castiglione de París y numerosos puntos de venta en diferentes países europeos. En Estados Unidos se sitúa como número 1 en comercios como Saks o Neiman Marcus y las fragancias son cada vez más buscadas en el mercado asiático. En 1986, Annick Goutal recibe el premio de la Excelencia Europea. Poco a poco consiguió ganarse la fama que le llevó a convertirse, hasta su muerte en 1999, en una de las grandes maestras perfumistas.

Desde fragancias florales como Eau du Ciel, Eau de Charlotte, Eau du Sud y Eau d’Hadrien (inspirada en el personaje de la novela de Marguerite Yourcenar), a las más intensas y penetrantes, Passion, Grand Amour, Heure Exquise, pasando por las masculinas Eau de Monsieur, y Eau du Sud y Eau d’Hadrien, para caballero, con sus correspondientes gamas de baño, las líneas de Annick Goutal son una sinfonía de temas olfativos que sorprenden por su sutileza y bellos envases.

Su gran clásico Passion lo creó para sí misma, porque quería un perfume sensual y embriagador. Para su composición trabajó con nardo y jazmín de los campos de Grasse y unas notas de vainilla que lo envuelven todo. Con esa misma intención de perfumar a una mujer sensual, seductora y refinada imaginó Grand Amour, con Lis, madreselva, jacinto, rosa de Turquía, mimosa de las Indias, entre sus notas, un aroma vibrante que ella ha bautizado como la fragancia de la pasión serena. Sus perfumes se venden en El Corte Inglés de Castellana y de Serrano de Madrid y en el de Diagonal en Barcelona.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie